Cerca de 10.000 aficionados se acercaron hasta el trazado chestano para disfrutar de dos jornadas repletas de automovilismo.

En Fórmula 4, las carreras estuvieron muy reñidas y las victorias, muy repartidas. El fin de semana empezó con polémica puesto que los comisarios decidieron anular la clasificación debido al exceso de límites de pista y tomaron los tiempos de los entrenamientos libres como referencia para establecer las parrillas de salida.

Andrés Cárdenas se alzaba con el triunfo en la primera prueba, en la que el español Juan Cota y el australiano Griffin Peebles completaban el podio. Una carrera que terminó antes de tiempo por una bandera roja causada por un incidente entre el portugués Francisco Macedo y el francés Pacome Weisenburger. Peebles era el ganador de la segunda prueba, esta vez por delante de Cárdenas y con el italiano Gianmarco Pradel, tercero. Y en la última carrera, la victoria fue para el francés Matheus Ferreira, con Peebles segundo y el británico Douwe Dedecker, tercero.

En cuanto a los GT, el finlandés Finn Wielhaus (Mercedes) era el ganador de las tres carreras disputadas, en las que no daba opción a sus rivales. Nicki Thilm (Lamborghini) y Kwanda Modena (Mercedes) completaban el podio de la primera prueba. En la segunda, Thilm repetía en el segundo escalón del podio y Michael Kapfinger era tercero. Y en la última, Modena ha terminado segundo y Michael Joss, tercero.

En lo que respecta a GT4, las dos primeras pruebas terminaban con el mismo resultado: victoria del Aston Martin de Mikey Porter y Jaime Day al volante; segundo era el Mercedes de Joel Mesch y Marcel Marchewicz y tercero el McLaren de Tom Lebbon y Zac Meakin.

En la última carrera, la prueba de resistencia, la pareja formada por Lebboon y Meakin se alzaba con el triunfo, mientras que Porter y Day eran segundos y el equipo formado por Markus Eichele y Philip Wiskirchen, tercero.


Comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *