Además de mirar el móvil, hay otras muchas distracciones que, desgraciadamente, repiten con demasiada asiduidad conductores y conductoras. El hecho de abrocharse el cinturón en marcha, se sitúa en segundo lugar con 581 denuncias. El uso de auriculares cierra el pódium de las distracciones más sancionadas con un total de 337 conductores multados.

A estas tres les siguen otras como leer al volante (207 sanciones), buscar objetos en el vehículo (98), distraerse con algún otro ocupante (85) o conducir comiendo (66). Se efectuaron otras 1.251 denuncias por otras distracciones de múltiples motivos.

La DGT lleva años poniendo el foco en las distracciones al volante. Es uno de los principales problemas en las carreteras de nuestro país.

 

 

Fuente: Applus-ITV


Comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ir al contenido