Desde las 8:30 horas y hasta las 22 horas se vienen desarrollando los reconocimientos, en la que los equipos participantes en el rallye, cuya inscripción es de 85 vehículos, recorren los tramos para tomar notas y preparar la competición que se desarrolla viernes y sábado (5 y 6 de noviembre). A lo largo del día de hoy se están realizando también las verificaciones administrativas y técnicas, paso previo y preceptivo para tomar parte en el rallye.

Mañana la actividad arranca a las 9:30 horas con el shakedown y el tramo de calificación que definirá el orden de salida de los pilotos prioritarios. Será la primera toma de contacto con el asfalto de los vehículos de competición (en los reconocimientos no se pueden utilizar) y transcurre en el tramo Callosa-Guadalest, de 4,93 kilómetros. En el mismo, pilotos y copilotos en estrecha colaboración con las asistencias, buscarán la mejor puesta a punto de los vehículos para afrontar el rallye.

La competición empezará por la tarde, a las 16 horas, con la ceremonia de salida que se dará en la Ciutat Esportiva de La Nucía. Por delante, los competidores tendrán un rallye dividido en dos etapas, nueve tramos y 526 kilómetros, de los que 151 serán contra el crono. En la tarde del viernes se afrontan los tramos Relleu-Penáguila (21,6 km) y Gorga (12,5 km). Se darán dos pasadas a ambos, para completar las cuatro especiales previstas en esta primera etapa que concluirá pasadas las nueve de la noche. El resultado que se pueda dar no será definitivo, pero sí hará vislumbrar qué equipos y pilotos van a estar en la lucha. E incluso, quienes quedan ya eliminados de la disputa de los primeros puestos. Un error se puede pagar muy caro.

El sábado se afronta la etapa final, a partir de las 8 horas, momento en el que los vehículos partirán desde el parque cerrado de La Nucía para afrontar los tramos de Jalón (21,7 km), Pego (10 km) y Coll de Rates(19,10 km). Los dos primeros, Jalón y Pego volverán a disputarse por la tarde para cerrar un rallye, que está previsto concluya a las 18 horas. La entrega de trofeos, a las 18,45 horas en la Ciutat Esportiva Camilo Cano de La Nucía.

En el ámbito deportivo, señalar que, finalmente, el flamante campeón del Supercampeonato de España de Rallyes, José Antonio «Cohete» Suárez, no será de la partida. Una afección ocular, y la correspondiente recomendación oftalmológica de descanso, provocada por un accidente doméstico le impedirá luchar por una victoria que ya obtuvo el pasado año. En su ausencia, Jan Solans (Citroën C3), campeón del mundo júnior 2019, se convierte en el máximo aspirante a la victoria.

Pero no lo va a tener fácil, máxime estando en juego todavía el segundo y tercer puesto de la general final del certamen. Surhayen Pernia (Hyndai i20 R5) y José Luis Peláez (Volkswagen Polo GTI R5), cuarto y quinto, tienen mucho que decir. Además, compiten otros siete R5, una mecánica puntera actualmente en el campeonato. Y participa también un veterano como Sergio Vallejo al volante de un 997 GT3 dispuesto, cuanto menos, a dar espectáculo.

En definitiva, una destacada participación, pese a la ausencia de Suárez, para un rallye que es puntuable para Súper Campeonato de España de Rallyes (S-CER), la Copa de España de Rallyes de Asfalto (CERA Recalvi), las Copas Clio Trophy Spain, Dacia Sandero Cup y N5 Cup RMC, así como para el Campeonato de la Comunidad Valenciana de Rallyes.

 


Comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ir al contenido