La medida ha sido adoptada desde esta mañana. Los vehículos van a tener que reducir su circulación cuando transiten por diversas vías urbanas con plataforma única de calzada y acera en la ciudad, en el entorno de la plaza de Séneca, la avenida de Periodista Rodolfo Salazar, la zona del ayuntamiento de Alicante y el Casco Antiguo, convertido ya en una zona residencial.

La nueva medida se implementará con el cambio de la señalización realizada esta mañana en el tramo de la calle Rafael Altamira con plataforma única al mismo nivel de peatones y vehículos, reduciendo la velocidad a 20 Km/h, así como Jorge Juan, calle San Telmo, Gravina, Bendicho, Fray Juan Rico y plaza del Paseito Ramiro. Además la nueva señalética que indica este calmado del tráfico también se estrena en la Plaza de Séneca y la zona de Periodista Rodolfo Salazar.

El ayuntamiento también ha logrado tras varios años limitado el tráfico en todo el Casco Histórico de Alicante, convertirla en una nueva zona residencial, donde tiene prioridad al peatón reforzando también la señalización, en la plataforma única al mismo nivel de vehículos y peatones, disponiendo de accesos por la calle Lonja de Caballeros, calle Miguel Soler y calle Teniente Daoiz y salidas por calle Villavieja y calle General Primo de Rivera, realizando calles residenciales en todo el entorno.


Comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ir al contenido