A la 8 de la mañana partían los participantes desde la localidad alicantina de Novelda dirección a Pinoso, pasando por La Romana y La Algueña. De allí se dirigían a Villena pasando por la Sierra de Salinas, para tomar rumbo a Novelda, pasando en esta zona por varios vadeos que se acrecentaron por las lluvias de los días anteriores. En esta localidad culminaría la aventura en el restaurante Kalifa con una comida de hermandad. Tras esta se entregaron diversos regalos que aportaban los patrocinadores de la ruta a los participantes.

Una jornada de la que todos los participantes amantes del offroad pudieron disfrutar de sus motos independientemente de la experiencia que tuviesen, ya que Patricio Payá, organizador de la ruta, dispuso rutas alternativas en las zonas más complicadas.

 

Imagen: Flickrjuanjoserfotografia


Comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ir al contenido