Esta petición se produce en un momento en el que todavía los desplazamientos están limitados a los preceptos recogidos en el artículo 7 del Real Decreto 463/2020 y casi la totalidad del país está en la fase 0 de la desescalada, por tanto tiempo para que las empresas puedan estudiar incluir la flexibilidad horaria, el teletrabajo o alguna nueva medida en sus planes de movilidad que eviten la congestión en las carreteras, la pérdida de tiempo de los ciudadanos y la contaminación

Esta petición se justifica también en el hecho de que la capacidad y el espacio disponible en los transporte públicos está limitado, tal y como recoge la Orden Ministerial TMA/384/2020, de 3 de mayo del Ministerio de Transporte, Movilidad y Agenda Urbana, para garantizar que los desplazamientos en dichos medios de transporte se realizan con seguridad y evitando la transmisión de la enfermedad entre los pasajeros. Esta situación puede provocar el aumento del transporte privado y que a medida que se avance en las fases de desescalada nos encontremos con un elevado grado de congestión sobre todo en los accesos de las ciudades.

Según los datos recogidos por la Dirección General de Tráfico, los desplazamientos de vehículos ligeros por carretera siguen registrando niveles bajos de intensidad (-61,72%) pero son superiores, a los registrados el lunes de la semana anterior.


Comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ir al contenido