Febrero mantiene la tónica negativa de enero. Se han producido rebajas en las matriculaciones de todos los segmentos de ventas de vehículos respecto del mismo mes del año anterior. La falta de confianza al respecto de los nuevos vehículos y cuál adquirir, que está afectando a las matriculaciones de turismos y todoterrenos desde finales de 2018, se está contagiando al resto del sector del transporte. Los transportistas y las empresas del sector tampoco tienen claro con qué vehículos renovar sus flotas.

Las matriculaciones de turismos y todoterrenos en febrero se quedaron en 94.620 unidades, un 6% menos que en el mismo mes del año anterior, con los mismos días laborables en 2020. El canal de particulares registra un importante descenso del 11%, hasta las 41.190 unidades. Este canal mantiene su tendencia negativa acumulando ya 17 meses de caídas en las matriculaciones (con la sola excepción de septiembre de 2019). No parece existir ninguna razón para revertir esta tendencia. Empresas, por su parte, sufre su primera caída desde agosto del año anterior registrando un descenso en las ventas del 2%, hasta las 32.102 unidades. El canal de alquiladores también rebaja sus compras en un 1,6%, hasta las 21.328 unidades entregadas en febrero.


Comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ir al contenido