El texto aprobado, no obstante, prevé que la normativa para turismos se aplique 30 meses después de su adopción definitiva por el Consejo y por la Eurocámara (a inicios de 2024) y 48 meses después para los pesados, luego podría retrasarse más allá de 2026 y 2028 si encuentra problemas en su adopción formal.

La «Euro 7», agregó el Parlamento en un comunicado, introduce además nuevos límites de partículas para frenos y neumáticos en la evolución de una normativa comunitaria estrenada en 1992 para mitigar las emisiones de CO2 de los vehículos y la liberación de partículas contaminantes.


Comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *