La evolución del parque móvil es más llamativa si se realiza la comparación en intertrimestrales. Durante el verano, el número de vehículos asegurados creció un 1,02% frente a los datos de primavera. O lo que es lo mismo, el parque móvil aumentó en 324.511 unidades entre una y otra estación. Hay que tener presente que el segundo trimestre del año se vio afectado por el confinamiento decretado para contener la crisis sanitaria de la Covid-19. Entre abril y junio el parque automovilístico frenó en seco su crecimiento, llegando a registrar un descenso del 0,42% respecto de los primeros tres meses del año.

Los positivos datos de julio, agosto y septiembre recogen la reactivación de la actividad tras el fin del estado de alarma y el confinamiento decretado el 14 de marzo. También evidencian los efectos del Plan Renove 2020 de ayudas para la compra de vehículos.

A pesar de esta mejora, la evolución del parque automovilístico sigue lejos del ritmo que registraba al acabar el verano de 2019. El crecimiento interanual del tercer trimestre es del 0,73%. Hace un año, por estas mismas fechas, el parque crecía a una tasa del 1,89%.

Desde que empezó el año, se han producido 8.462.440 altas de vehículos y 8.234.275 bajas. Esto se traduce en un saldo positivo de 228.165 unidades de todas las categorías entre el 1 enero y el 30 de septiembre.


Comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ir al contenido