Por este motivo, el caravaning se perfila como la mejor opción vacacional por seguridad e independencia social. Las autocaravanas, campers o caravanas son vehículos vivienda que permiten cumplir las medidas recomendadas por Sanidad de aislamiento e higiene, al contar con sus propios espacios naturales como camas, baño, cocina o salón al igual que una vivienda particular.

Además, para certificar esta oferta vacacional segura, la Asociación Española de la Industria y Comercio del Caravaning (Aseicar) trabaja en la desarrollo del sello «Caravaning Anti Covid» exclusivo para sus empresas asociadas, que incluye un protocolo con importantes medidas sanitarias para garantizar la seguridad de sus clientes tanto en la venta como en el alquiler de sus vehículos. Entre estas medidas destacan:

– Limpieza de vehículos tanto externa como internamente mediante procedimiento de ozono/peróxido de hidrógeno.
– Protocolo higiénico-sanitario específico para el personal de la empresas del caravaning y clientes. Atención personalizada de empleados con guantes y mascarillas, y protecciones
para clientes que no dispongan de ellas.
– Control de temperatura a la entrada para trabajadores y clientes.
– Todas estas medidas entrarán en funcionamiento en cuanto se produzca el levantamiento del estado de alarma.

La crisis del Covid-19 ha supuesto importantes pérdidas a un sector que llevaba 3 años de récords históricos de venta de vehículos y se había convertido en una de las ofertas de ocio vacacional más demandadas en nuestro país. Solo el pasado mes de marzo se redujo casi un 47% el número de matriculaciones respecto al mismo periodo de 2019 y en mes de abril, en pleno confinamiento, la caída superó el 95%.


Comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ir al contenido