Desde AECA-ITV han resaltado su preocupación por las elevadas cifras de absentismo en la ITV (vehículos que no realizan la ITV de su vehículo dentro del periodo de validez) que se han presentado en el transcurso del año, llegando en algunos momentos al 40-50% en momentos puntuales. Una cifra que representa un riesgo para todos los usuarios de las vías, pues significa que muchos de los vehículos que circulan por las carreteras españolas podrían hacerlo sin cumplir con los estándares mínimos de seguridad y de protección medioambiental al no tener su ITV en vigor.

Más aún cuando el modelo de ITV español es uno de los de mayor prestigio a nivel europeo por su rigor, nivel de desarrollo tecnológico, independencia e imparcialidad, y capacidad de detectar problemas técnicos en los vehículos, pero sin embargo el parque de vehículos en circulación es de los que tienen un mayor nivel de absentismo en Europa.

El más reciente estudio realizado por la Universidad Carlos III de Madrid, en colaboración con AECA-ITV, cuantificó que las inspecciones técnicas evitan al año 17.700 accidentes, cerca de 12.100 heridos de distinta consideración y 539 víctimas mortales. Y, si el total de los vehículos que no acuden a las inspecciones técnicas obligatorias lo hubieran hecho, podrían haberse evitado al menos 8.800 accidentes, más de 7.000 heridos y 161 muertes adicionales.

Entre las propuestas presentadas por AECA-ITV al Presidente de la Comisión sobre Seguridad Vial del Congreso de los Diputados para reducir el absentismo están:

– Fomentar aún más los cursos de seguridad vial y las campañas de concienciación que imparten la Dirección General de Tráfico, la Guardia Civil, las Policías Locales y las fundaciones y asociaciones en Colegios y Centros Formativos. Hay que transmitir el valor real de la ITV a la sociedad para percibirla como una herramienta para salvar vidas y proteger el medio ambiente.

– Regular la obligatoriedad de tener la ITV en vigor a la hora de contratar, renovar o subrogar un seguro. Tal y como se hace desde las estaciones de ITV para comprobar que todos los vehículos tengan la póliza de seguro obligatorio vigente.

– Establecer un mayor control por parte de las autoridades (DGT, policía autonómica y local) sobre el estado de las inspecciones técnicas de los vehículos, aprovechando aún más las infraestructuras existentes (cámaras de control).

“La inspección técnica es uno de los principales instrumentos con los que cuentan las Administraciones Públicas para reducir los datos de víctimas mortales, heridos y accidentes en carretera; de ahí la importancia de tomar acciones tanto legislativas como formativas para reducir el absentismo de la ITV. No se trata de un simple trámite, es una acción que puede salvar vidas” ha recordado en la reunión Alejandro Pastor, presidente de AECA-ITV.

Además, se ha indicado la importancia, ante la implantación de nuevos sistemas de seguridad en los vehículos y la próxima aparición de vehículos autónomos, de poder desarrollar los procedimientos técnicos para inspeccionar estos sistemas en la ITV y la necesidad de una Reglamentación Europea y Nacional que permita el acceso a la información de estos vehículos y sistemas por medio de una plataforma única, con un formato definido, con los datos imprescindibles para realizar su inspección técnica. “De esta forma se podrá realizar la ITV a estos vehículos, asegurando su correcto funcionamiento y la relación con el resto de vehículos y las infraestructuras” ha señalado Jesús García, vicepresidente 1º de AECA-ITV.

Estos asuntos fueron planteados ya en el mes de mayo por AECA-ITV durante la mesa redonda denominada “Movilidad Segura”, en la que participó su director gerente, Guillermo Magaz, así como diversos representantes del Congreso de los Diputados y otros organismos como la Dirección General de Tráfico y la Alianza para la Seguridad Vial.


Comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ir al contenido