Mercedes C 200d

  • Published in

La nueva Clase C de Mercedes-Benz acomete amplias modificaciones. Los elementos estéticos predominantes de la reestilización se sitúan en el frontal del vehículo, así como en la configuración de los faros y las luces traseras. Celebra también su estreno una nueva estructura de equipos electrónicos con la visualización completamente digital del cuadro de instrumentos. Los sistemas de asistencia a la conducción se sitúan ahora al nivel del Clase S. Hemos probado la versión 200d.

En el interior reseñar que el vehículo está equipado con elementos Touch Control en el volante. Estos componentes reaccionan a los movimientos de barrido con los dedos como la pantalla de un smartphone. Otra novedad es la posibilidad de activar los sistemas Distronic y Tempomat empleando elementos de mando integrados en el volante. El sistema de infoentretenimiento se puede manejar también utilizando el panel táctil con controlador situado en la consola central o mediante el sistema de mando fónico. El Head-up-Display ofrece ahora un margen más amplio de ajuste.

En materia tecnológica cabe destacar el control de confort que conecta entre sí diferentes sistemas del vehículo. Combina de forma selectiva funciones del aire acondicionado y de los asientos (calefacción, ventilación y también masaje), así como diferentes efectos de luz y musicales, permitiendo un ajuste de bienestar especialmente adaptado al estado de ánimo o a las preferencias personales del usuario. Esto favorece una mayor concentración y bienestar a bordo. Equipa de serie un sistema multimedia Audio 20 con dos conexiones USB, un lector de tarjetas SD, conexión Bluetooth y Media Interface.

El nuevo Clase C sale a la venta equipado con una nueva generación de motores de gasolina de cuatro cilindros y versiones modernizadas del diésel, el C 200d y C 220d. Nosotros probamos la versión C 200 d con 9G-TRONIC, con 150 CV y un consumo de combustible en el ciclo mixto 5,0-4,8 l/100 km; emisiones de CO2 en el ciclo mixto: 132-126 g/km)2. El C 220d rinde 194 CV, con consumos de 5,1-4,8 l/100 km y emisiones de 136-126 g/km. En gasolina es novedad el C 43 4Matic de 390 CV. El propulsor de la unidad de pruebas nos pareció muy bueno por sus excelentes prestaciones, bajos consumos e imperceptible rumorosidad.

Al volante está equipado de serie con un asistente de frenado activo con funciones ampliadas. Si lo exige la situación, este equipo puede aportar una contribución importante para evitar una colisión por alcance con vehículos precedentes que circulan a menor velocidad o que están detenidos, e incluso con peatones o ciclistas que atraviesan la calzada, o al menos a reducir las consecuencias de un accidente. También dispone de luces de carretera automáticas. Es un automóvil cómodo, muy seguro y muy agradable de conducir pues todo funciona a la perfección del conductor más exigente.

En resumen, la Clase C se caracteriza por su simbiosis de deportividad, emoción e inteligencia. Dispone de la generación más moderna de sistemas de asistencia a la conducción de Mercedes-Benz. Estos equipos prestan asistencia e interactúan con el conductor para ofrecer un nivel de seguridad activa más alto que en el modelo predecesor. El Clase C puede conducir de forma semiautónoma en más situaciones que hasta ahora. Está bien terminado y equipado, su diseño mejora generación a generación, sus propulsores son eficientes y eficaces y está elaborado por uno de los fabricantes más prestigiosos de la actualidad. El precio del Mercedes C 200d es de 42.425 euros.

Submit to FacebookSubmit to Google PlusSubmit to TwitterSubmit to LinkedIn

Esta web utiliza cookies para mejorar la experiencia de navegación de los usuarios. Para continuar navegando tiene que aceptar el uso de cookies. Si quiere informarse más sobre las cookies vea nuestra página de uso de cookies.

Acepto las cookies de este sitio web.