No está clara la tecnología que impulsará los automóviles futuros

  • Published in

El automóvil afronta una transformación sin precedentes. El declive de los motores de combustión, la digitalización y el desarrollo del automóvil conectado son solo algunos de los cambios que afronta el sector. La industria se ve abocada a un escenario sumamente complejo que además deberá capear en un entorno de contracción de los mercados globales. Todo ello, en competencia directa con un sector cinco veces más poderoso: el de las empresas tecnológicas.

La última edición del Informe Global de Automoción, de la consultora KPMG, dibuja un escenario preocupante para esta industria. El estudio, en el que se tiene en cuenta la opinión de 2.000 consumidores y 1.000 directivos de todo el mundo, muestra un panorama en el que todo está abierto. Una coyuntura que obligará a las empresas del sector a redoblar sus inversiones en sus negocios tradicionales para desarrollar los nuevos sistemas de propulsión electrificados, mientras establecen nuevas estrategias para monetizar la creciente oferta en materia de conectividad y digitalización.

En los próximos años ni siquiera está claro qué tecnología impulsará los automóviles. A nivel mundial, dominarán los eléctricos, que supondrán el 30% de las ventas en 2040. Seguirán los híbridos, con un 25%, y los de pila de combustible, el 23%, empatados con los propulsores de combustión interna. Sin embargo, los ejecutivos consultados por KPMG prevén grandes diferencias en el ámbito regional, con China dominando la movilidad electrificada y Estados Unidos anclado en los combustibles fósiles.

El sector prevé un panorama aún menos halagüeño en el ámbito de la distribución. La opinión mayoritaria de los ejecutivos, sostenida también en años anteriores, es que hasta 2025 el número de concesionarios se reducirá entre un 30 y un 50%. Los que sobrevivan se verán abocados a importantes transformaciones. El 82% de los ejecutivos consultados creen que se convertirán en puntos de venta de automóviles usados o centros de prestación de servicios de postventa y software relacionado con el automóvil, con un 92% de los encuestados defendiendo que este tipo de transacciones cobrará peso en la cuenta de resultados de los fabricantes automovilísticos.

Submit to FacebookSubmit to Google PlusSubmit to TwitterSubmit to LinkedIn

Esta web utiliza cookies para mejorar la experiencia de navegación de los usuarios. Para continuar navegando tiene que aceptar el uso de cookies. Si quiere informarse más sobre las cookies vea nuestra página de uso de cookies.

Acepto las cookies de este sitio web.