Hyundai Tucson CRDI 1.7 4x2 171 CV

  • Published in

El Hyundai Tucson tiene una plataforma completamente nueva que incorpora elementos tecnológicos que ofrecen mayor rendimiento, mejor manejo y buen confort. Su musculosa puesta en escena comienza con un afilado diseño de las ópticas delanteras con la característica parrilla hexagonal frontal, continuando por unos flancos de líneas bien definidas y completando el vehículo con la expresividad de su zaga. Hicimos una breve toma de contacto a la versión 1.7 4x2 de 171 CV.

Dentro de su espacioso habitáculo, el Tucson se comunica con el conductor a través de una interfaz situada en el panel central. La instrumentación y los controles se encuentran agrupados, maximizando la facilidad de uso y la experiencia de conducción. La ventilación ajustable puede ser redirigida por los ocupantes traseros. El sistema Isofix garantiza que las sillas infantiles compatibles estén ancladas para una máxima seguridad. Los puertos de entrada son compatibles con la mayoría de reproductores de música, incluyendo memorias USB.

Tecnológicamente destaca un sistema compuesto por una cámara frontal y un radar que actúan para escanear el camino detectando vehículos precedentes y peatones. En caso de detectar la posibilidad de colisión, un sensor emite una señal de alarma y automáticamente aplica los frenos, primero con pre-frenado, seguido de la fuerza máxima de frenado para minimizar las probabilidades de un accidente grave. Dirigiendo par a las ruedas que tienen mayor agarre, el sistema de tracción avanzada de control en curva incrementa la seguridad y el rendimiento en las trazadas. Cuenta con dos airbags frontales, dos laterales de los asientos delanteros y dos de cortinilla en todo el corte longitudinal.

Las motorizaciones disponibles pasan por dos propulsores de gasolina y otras cuatro mecánicas diésel. El gasolina que ejerce de escalón de acceso a gama es un 1.6 GDi que entrega 132 CV de potencia y consume de media 6,3l/100km, si bien solo puede escogerse con tracción delantera y un cambio manual de seis velocidades. El más potente es un bloque 1.6 TGDi de 176 CV que, a pesar de homologar un consumo algo más alto (7,5l/100km) cuenta con tracción a las cuatro ruedas y un cambio automático de siete relaciones. En lo que respecta a los motores de gasóleo, el Tucson ofrece un propulsor 1.7 CRDi en potencias de 115 CV y de 171 CV, y otro 2.0 CRDi con 136 CV ó 184 CV. El 1.7 CRDi que fue el propulsor que incorporaba por la unidad de pruebas del fabricante coreano solo es configurable con tracción delantera y cambio manual de seis marchas. Por su parte, el 2.0 CRDi de 136 CV se puede elegir 4x2 ó 4x4, y con cambio manual o automático. Mientras tanto, el de 184 CV solo se ofrece con tracción total y transmisión automática.

En nuestra breve toma de contacto, de apenas 48 horas, señalar que el Tucson de dos ruedas motrices entrega el 100% del par a las ruedas delanteras, si bien se puede transmitir hasta el 50% de éste al eje trasero tan pronto como las condiciones del terreno lo requieren. Un modo de bloqueo, seleccionable manualmente, reparte el par al 50% entre ambos ejes para mejorar la estabilidad del conjunto. Observamos que Hyundai ofrece una superficie acolchada en la zona de las rodillas del conductor, lo que sin duda aumentará el confort en los viajes largos.

En resumen, este modelo de Hyundai es una decisión de compra inteligente y de ahorro. Estamos ante un vehículo moderno y seguro que hará las delicias de los amantes de los SUV. El precio de la gama Tucson arranca de los 17.900 euros.

Submit to FacebookSubmit to Google PlusSubmit to TwitterSubmit to LinkedIn

Esta web utiliza cookies para mejorar la experiencia de navegación de los usuarios. Para continuar navegando tiene que aceptar el uso de cookies. Si quiere informarse más sobre las cookies vea nuestra página de uso de cookies.

Acepto las cookies de este sitio web.