Renault Talisman dCi 160

  • Published in

El Renault Talismán es la nueva apuesta de la firma del rombo dentro del segmento de las berlinas medias, una vehículo con un diseño exterior elegante y con aires de sofisticación más propios de productos premium. Sucede al Renault Laguna. Mide 4.848 mm de longitud, 1.869 mm de anchura y 1.463 mm de alto. Se comercializa con dos carrocerías, Talismán (berlina) y Talismán Grand Tourer (familiar). La unidad cedida por el fabricante fue la de propulsor diésel con 160 CV, la más potente ofrecida por el fabricante para este tipo de carburante.

El espacio interior es enorme y su maletero, impresionante, con sus 608 litros de capacidad lo dejan como una de las alternativas más capaces del segmento de las berlinas medias. Ofrece elevados estándares de confort acordes a su amplitud, con una capacidad de carga extraordinaria y equipado con soluciones tecnológicas de última generación tanto de confort y entretenimiento, como de seguridad asistencia al a conducción. Comparte plataforma con Espace, además de otros muchos elementos, como el cuadro de instrumentos o la pantalla vertical de 8,7 pulgadas del sistema R-Link 2. Este sistema se ofrece de serie en los acabados más exclusivos del Talismán.

En cuanto a motores, se ofrece en tres alternativas diésel de 110, 130 y 160 CV que combinan altas prestaciones con un gran nivel de eficiencia, especialmente en el caso del primero, con un consumo de 3,6 l/100 km. Y en gasolina se dispone de dos motores, uno de 150 y otro de 200 CV. Dependiendo de la versión escogida, se combinan con un cambio manual de seis velocidades o un automático de doble embrague EDC.

La gama se presenta con cinco niveles de acabado: Life, Intens, Zen, Initiale Paris y Business. Incluye de serie los sistemas de seguridad habituales, climatizador bizona, elevalunas eléctricos delanteros y traseros, control y limitador de velocidad, luces y limpiaparabrisas automáticos, retrovisores eléctricos, cierre centralizado con mando, instrumentación TFT, ordenador de viaje, volante y pomo del cambio en piel, llantas de chapa de 16 pulgadas con tapacubos, sistema de sonido con bluetooth, puerto USB, freno de mano eléctrico y luces diurnas por LEDS. Son extras las llantas de aleación, el sistema R-Link y la pintura metalizada.

Al volante, el Talisman destaca por la comodidad y la seguridad. Conducirlo resulta placentero por la ergonomía de los asientos, el silencio de marcha, la buena visibilidad del conjunto y el buen estudio de los espacios en el habitáculo. La seguridad está optimizada por las cuatro ruedas direccionales y el excelente diseño de las suspensiones que acometen el trazado de todo tipo de curvas con gran efectividad. Los consumos resultan bastante contenidos, el cambio automático presenta buenos desarrollos ante todo tipo de conducción a elección del usuario y tanto frenos como dirección resultan solventes.

En resumen, Renault continúa haciendo excelentes productos y el Talisman es un buen ejemplo de ello. El equilibrio de conjunto es la gran seña de identidad del vehículo. Todo funciona a satisfacción del conductor. Desde la primera toma de contacto y con un diseño muy agradable y con personalidad, la mecánica general da muestras de competitividad y el conjunto destila seguridad. Es amplio, acogedor, elegante y práctico. La iluminación interior, a gusto del conductor, da un toque de distinción al automóvil. Estamos ante un coche muy interesante en conjunto y con claros aires premium. El precio de la gama Talisman arranca de los 26.200 euros.

Submit to FacebookSubmit to Google PlusSubmit to TwitterSubmit to LinkedIn

Esta web utiliza cookies para mejorar la experiencia de navegación de los usuarios. Para continuar navegando tiene que aceptar el uso de cookies. Si quiere informarse más sobre las cookies vea nuestra página de uso de cookies.

Acepto las cookies de este sitio web.