Suzuki Swift Sport

  • Published in

El Suzuki Swift Sport presenta una evolución notoria por dentro y por fuera. El exterior destaca por el paragolpes y la parrilla delantera deportiva exclusivas, tubos de escape dobles y spoiler trasero superior. Su estilo denota dinamismo, con amplios pasos de rueda que aportan estabilidad. También cuenta con unos faros traseros que se integran en el lateral, reforzando su diseño deportivo. Un atractivo diseño, en suma.

En el interior destaca el volante en cuero con inspiración deportiva y el tacto de la palanca de cambios. El panel de instrumentos está situado para garantizar una perfecta visión de la carretera mientras que el ordenador de a bordo nos aporta la información necesaria en nuestros recorridos. Con interruptores de sencillo manejo y con mandos integrados en el volante. Hay espacio más que suficiente en el habitáculo aunque estemos ante un coche "pequeño".

Todas las versiones del Suzuki Swift van equipadas con ESP (Electronic Estability Program). Proporciona control a través de la monitorización de los datos recibidos procedentes de los sensores que automáticamente aplican control al motor y a los frenos para suprimir la pérdida de adherencia. Si se escoge el cambio automático, el ESP también controla la retención en pendientes y previene que el coche vaya hacia atrás cuando se mueve el pie del pedal de freno al acelerador. El propulsor es un 1.6 de 16 válvulas que rinde 136 CV y consume 6,4 litros a los 100 en ciclo combinado, según homologa el fabricante.

Para una protección adicional en caso de accidente, todas las versiones del Swift cuentan con 7 airbags: frontales, laterales y de cortina para conductor y pasajeros, y además, un airbag de rodilla para el conductor. Se ofrece la posibilidad de desactivar el airbag delantero del copiloto. El Suzuki Swift ayuda incluso a reducir el riesgo del latigazo cervical gracias a que el diseño de los asientos delanteros proporciona apoyo al cuello y cabeza en caso de impacto trasero.

Al volante, el Suzuki Swift ofrece una conducción tranquila y silenciosa. Desde los espejos de las puertas, que están diseñados y situados para evitar el sonido del viento, hasta la utilización de materiales absorbentes de sonido que amortiguan el ruido de la rodadura, el Suzuki Swift está diseñado para ofrecer una conducción relajada y segura por más que se disponga de una buena caballería. Motor, cambio, dirección y frenos actúan de manera óptima y en la breve toma de contacto realizada al coche de poco más de tres días recordamos con satisfacción el accionamiento del cambio, suave y muy bien escalonado.

Como resumen señalar que el Suzuki Swift Sport es una interesante opción en su segmento. Es un vehículo con mucha personalidad. Cuenta con un diseño muy atractivo, un interior bien resuelto y amplio y una configuración mecánica en la que destaca la racionalidad del conjunto. Dispone de un potencial más que suficiente, con un buen planteamiento de suspensiones y seguridad de conjunto. Su mantenimiento se aventura contenido dentro de una tecnología competitiva. El precio del producto es de 16.378 euros.

Submit to FacebookSubmit to Google PlusSubmit to TwitterSubmit to LinkedIn

Esta web utiliza cookies para mejorar la experiencia de navegación de los usuarios. Para continuar navegando tiene que aceptar el uso de cookies. Si quiere informarse más sobre las cookies vea nuestra página de uso de cookies.

Acepto las cookies de este sitio web.