Fiat 500S 1.3 Multijet

  • Published in

Hoy sacamos a la palestra el Fiat 500S. Es la versión de estética deportiva de un modelo dirigido prioritariamente a un público joven. Probamos la versión diésel, el 1.3 Multijet 16v de 95 CV.

En el exterior destaca el alerón trasero, los faldones laterales, los paragolpes más prominentes, los cristales tintados, las llantas de 15 pulgadas, la salida de escape cromada y las pinzas de freno pintadas en color rojo.

El interior se distingue por un nuevo volante de tres radios, palanca de cambios específica de las versiones “S”, asientos de corte deportivo tipo bacquet, envolventes y prácticos con costuras en color rojo y el logo '500S' bordado en los respaldos y detalles como la terminación mate del salpicadero. El habitáculo está personalizado con un estilo específico en donde los detalles decorativos en color rojo enfatizan su aspecto más dinámico.

Entre su equipamiento de serie incluye el sistema de aire acondicionado, 7 airbag, “Blue&Me” (Bluetooth con reconocimiento de voz + MP3 + USB + Eco Drive), cristales oscurecidos, faros antiniebla, dirección asistida “Dual Drive” con asistencia variable, retrovisores con reglaje eléctrico y cierre centralizado con mando a distancia.

También cuenta con elevalunas eléctricos delanteros, ordenador de viaje, radio CD con MP3 y 6 altavoves, mandos multifunción en el volante y la cubierta de los retrovisores en el color de la carrocería, además de los elementos de personalización propios de esta versión 500 Sport. Los clientes que lo deseen pueden llevarse su Fiat 500S con el techo y el alerón pintados en diferentes colores.

La variante turbodiésel, que es la que probamos, lleva el conocido propulsor de 1.3 16V Multijet de 95 CV. Tiene un consumo medio homologado de tan solo 3,7 litros/100 km y unos datos de prestaciones casi a la altura de la versión más potente de gasolina pues acelera de 0 a 100 km/h en 10,7 segundos y tiene una velocidad máxima de 180 km/h.

Hicimos con él un par de viajes y casi 600 kilómetros por todo tipo de carreteras, de primer y de segundo orden, además de mucho tráfico urbano que es su terreno natural por dimensiones y filosofía y nos pareció un automóvil muy fácil de conducir, noble, cómodo, seguro, divertido y económico. Un excelente planteamiento general.

Como resumen y calificación general señalar que el Fiat 500S nos parece un vehículo absolutamente recomendable si no fuera por su precio.

Nos gustó mucho su puesta en escena, el interior con sus terminaciones, el equipamiento, el comportamiento rutero y la economía de uso, pero el precio, 17.000 euros en el caso de la unidad de pruebas, nos parece excesivo por muy interesante que sea la propuesta global del fabricante italiano.

Bien es cierto que entre descuentos, "pives" y demás el cliente puede ver la factura al final notablemente rebajada.

Submit to FacebookSubmit to Google PlusSubmit to TwitterSubmit to LinkedIn

Esta web utiliza cookies para mejorar la experiencia de navegación de los usuarios. Para continuar navegando tiene que aceptar el uso de cookies. Si quiere informarse más sobre las cookies vea nuestra página de uso de cookies.

Acepto las cookies de este sitio web.